Una alianza para promover la inclusión digital

Se desarrolló SonRisas Lab, un proyecto llevado adelante por Microsoft, la Asociación Civil Chicos.net y la organización Sonrisas para acercar a más chicos y chicas la posibilidad de explorar, inventar y diseñar sus propios proyectos con tecnología.

0

Microsoft, Chicos.net y SonRisas se unieron para crear SonRisas Lab, un proyecto que acercó a niños, niñas y adolescentes la posibilidad de explorar, inventar y diseñar sus propios proyectos con tecnología. En este sentido, los conocimientos y las habilidades digitales que se desarrollaron a lo largo del taller les permitirán verse a sí mismos como creadores de tecnologías y dispositivos digitales, es decir, la posibilidad de formar parte del mundo tecnológico de forma activa.

Con el aporte de Microsoft, el proyecto impulsó la formación de facilitadores y facilitadoras de SonRisas, a partir de distintos talleres a cargo de Chicos.net, y la conformación de espacios equipados con los materiales necesarios para desarrollar propuestas pedagógicas que permitan acercar a niños, niñas y adolescentes los lenguajes digitales, el pensamiento computacional, la programación y la robótica.  A través de la cultura del hacer y el aprendizaje basado en proyectos, las actividades combinaron herramientas digitales y materiales analógicos para estimular transversalmente las habilidades y generar experiencias significativas de aprendizaje.

Según un informe del Centro Internacional para la Promoción de los Derechos Humanos (CIPDH) de la UNESCO, el 80,2% de la población en la Argentina tiene acceso a internet, teniendo en cuenta tanto los accesos fijos como los móviles. En este sentido, en un mundo cada vez más atravesado por la tecnología, es necesario repensar y cuestionar la palabra acceso y entender sus alcances respecto de la desigualdad social-educativa-digital.  Por eso, las habilidades digitales son fundamentales para transformar ese acceso en un uso real, que permita a las personas utilizar la tecnología para aprender, crear, expresarse y desarrollar otras competencias como, por ejemplo, la resolución de problemas, la comunicación y el pensamiento crítico.

En esta línea, Mariela Reiman, directora Chicos.net, la asociación civil que impulsa el uso seguro, responsable y significativo de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), propiciando el pleno ejercicio de derechos de los niños, niñas y adolescentes en entornos digitales, plantea que : “La pregunta que tenemos que hacernos no es sólo cuántos niños, niñas y adolescentes de nuestra región están conectados o desconectados, sino cuántos de ellos y ellas están conectados/as de manera significativa”.

Por su parte, Mariano Yacovino, director de Educación de Microsoft Argentina, sostiene que “desde Microsoft trabajamos junto con ONGs, el sector público y el sector privado, para brindarles a los jóvenes las herramientas que necesitan para transitar y afrontar los desafíos de un mundo que está en constante cambio. Queremos que cada vez más personas se animen a elegir carreras relacionadas con la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas. Por eso, estamos muy contentos de formar parte de SonRisas Lab, creemos que es una oportunidad para que cada vez más chicos puedan ser partícipes y protagonistas de este nuevo paradigma digital que tiene todo por delante”.

SonRisas Lab en primera persona

Cada semana, cuando empiezan los talleres, disponemos las mesas de modo colaborativo y accesible al trabajo en equipo. El grupo de los más pequeños nos sorprende con su entusiasmo y alegría al trabajar. El grupo de los más grandes se destaca por su creatividad y compromiso con la tarea. Si bien los proyectos que realizamos plantean una metodología a seguir, todos ellos cuentan instancias abiertas en las que los y las participantes tienen la posibilidad de imaginar y crear libremente. Al hacerlo se forma un vínculo muy fuerte con sus producciones, les genera mucho entusiasmo sentir que están pudiendo plasmar las ideas que surgen de su propio trabajo creativo”, cuentan Mario Efron y Laura Dalla Pasqua, talleristas y diseñadores del modelo SonRisas Lab para niños, niñas y adolescentes de sectores vulnerables de la localidad de Esteban Echeverría.

«SonRisas Lab es una propuesta totalmente diferente a lo que se venía ofreciendo para los chicos y las chicas en los Centros”, detalla Martín Ferreira, director ejecutivo de SonRisas, que trabaja con centros de infancia en sectores vulnerables desde hace más de dieciocho años. “Esta propuesta generó un interés inédito entre los chicos y las chicas, no solo de los centros, sino de los vecinos de la zona. No todas las familias saben bien qué hacen los chicos, pero los traen todos los lunes. Entienden que están aprendiendo y accediendo a posibilidades que les servirán para su formación en un mundo cada vez más digital«, agregó Martín.

Cuando pensamos en inclusión digital debemos orientarnos hacia el cambio significativo en los estudiantes respecto de su vínculo con los medios digitales: esto implica un proceso que va del ‘usar’ al ‘entender’ y del ‘entender’ al ‘crear’. Significa apuntar a un escalón más alto en el acceso a la tecnología y abrir la puerta a sus ideas para que sean parte de Internet activamente”, concluyen los creadores del proyecto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here