Las niñas del futuro: ¿princesas o guerreras?

Crear un mundo en el que se respeten las diferencias y en el que haya colaboración entre géneros es mucho más fácil si se empieza desde la infancia. ¿Qué cambios debemos incorporar en la crianza de las niñas y los niños para que eso suceda? La literatura es una buena herramienta.

0
108
Lola Menta

¿Cómo criar niñas para el futuro? La escritora Carla Salvatierra Flores, creadora del personaje Lola Menta, del libro “La Guerrera Lola Menta y la Ciudad de Hombies”, destaca la importancia de los relatos y de qué manera ayudan a formar patrones y estereotipos. “Escribir un libro infantil me llevó a recordar mis personajes preferidos de la infancia y, en su mayoría, responden a la definición de princesa: mujeres bellas y delicadas, pero habitualmente sin poder o decisión sobre sus vidas, a merced de la voluntad de sus padres o del príncipe azul. Y me puse a pensar que las niñas del mañana necesitan otros modelos. Los relatos nos forman, son parte de nuestra cultura: absorbemos sus enseñanzas, conductas y formas. Por eso, me pareció importante crear un personaje que libere a las niñas de los mandatos de las princesas, y así nació Lola Menta: una guerrera pacífica, cuyas ‘armas’ son la inteligencia y creatividad”.

En el libro se replanteas el concepto de bienestar, de libertad, el respeto por el medio ambiente. «Estos temas ganan protagonismo por las problemáticas sociales de la actualidad», dice la autora. «Y si nos ponemos a observar, todas se originan por el mismo motivo: el olvido al respeto por la naturaleza y la vida. Así, vemos deforestaciones, cambio climático, racismo, maltrato, violencia en varias formas…Y de repente, el ser humano es amenazado por una nueva y “misteriosa” enfermedad que ataca el sistema respiratorio: la pandemia por covid-19. El año 2020 nos hizo frenar y nos transformó por completo, tanto a nivel personal como colectivo. En este contexto, las temáticas vigentes nos invitan a reflexionar y volver al interior, y es por eso que este libro cobra otro significado, y me resulta muy importante poder compartir el mensaje». 

«Con el cuento de Lola Menta busco transmitir que es posible volver hacia dentro, donde ese respeto y amor comienza y existe, y así conectarnos con la naturaleza y los valores positivos que nos hacen “humanos”. Y que eso es muy importante, porque el cambio colectivo comienza en cada una/o de nosotra/os», agrega. «Nuestra/o niña/o interior es así: simple, natural, conectada/o con el presente: feliz. Nos desconectamos de esta naturaleza, y por eso nos desequilibramos, o nos enfermamos. Creo que volver a la fuente, a una/o misma/o, es recuperar esa esencia pura y, si mucha/os nos unimos a ese cambio, por la paz y el respeto, seguro que muchas de estas problemáticas tomarán un rumbo positivo o, al menos, de concientización masiva».

Según Salvatierra Flores «las mujeres y las niñas tienen un rol clave en este momento de la humanidad para este cambio de un mundo más diverso, empático e inclusivo, al igual que otros grupos sociales, ya que vemos cómo algunas mujeres que alzaron su voz generaron un cambio para reducir la desigualdad. Sin ir más lejos: el voto femenino se produjo hace pocas décadas, y ahora se aprobó la ley del aborto. Gracias a todos esos pasos, hoy todas somos las “nuevas mujeres”: las madres, tías, abuelas, educadoras, comunicadoras, trabajadoras, con un rol activo en la sociedad, que están criando y/o siendo ejemplo para la conducta de las niñas y niños del futuro». 

«Si logramos sostener y expandir esta mentalidad – sigue -, de la visión de una sociedad más justa, respetuosa e igualitaria, podremos avanzar aún más en este cambio y concientización, y ver más logros concretos para el beneficio de las mujeres, grupos minoritarios y para toda la sociedad». 

En cuanto a cómo se enmarca todo esto en el contexto sanitario que estamos atravesando como humanidad, la escritora plantea: «El contexto ha exponenciado las problemáticas antedichas, un reflejo del maltrato a la vida y la naturaleza, y que ahora trae consecuencias. La pandemia es una oportunidad para que perdamos el miedo a lo desconocido, tengamos el coraje de mirar hacia dentro y, en red y colaboración, al igual que sucede en el libro La Guerrera Lola Menta y la ciudad de Hombies, creer que es posible curar al planeta de la enfermedad. Y eso empieza con mirar hacia dentro y tomar conciencia de que no estamos solos».

Si bien el cuento lo escribió previo a la pandemia, cuenta que «cuando empezamos a pensar con mi hermana, la ilustradora, el concepto de los Hombies, le pedí que les pusiera tapabocas, y me parece que encajó perfectamente, ya que la Ciudad de los Hombies es una crítica a la vida actual, y que creo nos llevó a tener que afrontar esta crisis sanitaria. Y que aún no tiene cura, tal como en el libro… Sin embargo, soy optimista y creo que sí la vamos a encontrar, pero para eso, será necesario encontrar caminos para volver a la naturaleza. En lo personal, creo que la humanidad se ve desafiada hoy a poder dar un salto en la evolución, y volver a sus orígenes: a amar, cuidar y proteger la Tierra, que también somos nosotros».

El arte como medicina para el bienestar

Su trayectoria como profesional de bienestar fue clave en su propia sanación personal y a su vez en la creación, contenido, esencia de su obra. «Dentro de los valores, la conexión con uno mismo, con nuestro ser, con la naturaleza, de la que también somos parte. La experiencia, los estudios, pero especialmente la práctica de yoga y meditación han sido clave en el camino de la autenticidad, de la resiliencia, ya que no es fácil ni sencillo, y estas son herramientas que otorgan mucha fuerza Interior, nuestro verdadero poder. Tanto en el mensaje del cuento como en su proceso, la experiencia de trabajar en pos del bienestar está presente en todo momento, es parte y esencia de Lola Menta. El libro tiene como objetivo acercar un poco de ese bienestar, a través de la experiencia de conexión con nuestro/a niña/o interior, ya sea por la lectura, el audiolibro o el arte y dibujos para pintar y meditar», expresa. 

Y continúa: «Son herramientas valiosísimas en ese reconectar interior, en volver al niña/o que se desconectó de la vida o de la naturaleza en su afán por “vivir en el sistema”, solo enfocarse en el dinero, status, los mandatos, la creencias, los patrones, y que muchas veces en el proceso llevan a problemas de salud mental, como el estrés y la depresión».

Mujeres protagonistas de un mundo más inclusivo y diverso

«Vamos por buen camino y hay muchos cambios sociales importantes, pero al mismo tiempo aún queda mucho por cambiar», plantea la escritora. Con respecto a los obstáculos, ante todo, el mayor que ve es el del statu quo: «el miedo a lo desconocido, a lo cual sentimos rechazo y aversión sólo por la idea inconsciente de que lo conocido nos da seguridad: así funciona el humano. Esto se trata en el libro también: superar ese miedo es fundamental para lograr un cambio sostenible, ya que de por sí el cambio siempre nos genera una incomodidad, pero hay que bancarse el proceso y la incertidumbre».

Para las mujeres, además, «que hemos sido desde hace siglos calladas y discriminadas, es fundamental cultivar el amor propio y el valor personal», expone. «Todos estos temas también se hablan en el cuento de Lola Menta. Actuar por un mundo en el cual podamos ser libres, y accionar en ese sentido». 

«Muchos pasos y logros hemos dado, y muchas mujeres siguen dando ya sea como comunicadoras, educadoras o desde el rol social de liderazgo que ocupen», continúa. «Eran inimaginables algunas cosas hace solo algunos pocos años. Sin embargo, también veo que queda mucho camino por recorrer, al escuchar las estadísticas en pandemia, o ver las noticias de maltrato ambiental de todo tipo. En ese sentido, creo que el concepto UBUNTU (el ser en comunidad, en red: la unión y cooperación social, construir y pensar en el bien común), es una herramienta clave en este momento. Y es alzando cada una/o la voz, concientizándonos y uniéndonos, cada quien desde su lugar, que podremos lograr cambios sostenibles y duraderos».   

Las niñas del futuro

El libro habla del valor de respirar aire puro, del valor del coraje y la resiliencia como recursos para las nuevas niñas y niños del futuro, a quienes se les está dejando un mundo en caos. «Pero estamos a tiempo de dar otro rumbo a esta historia mundial», dice la autora de “La Guerrera Lola Menta y la Ciudad de Hombies”.

Y concluye: «Deseo que puedan ser libres, que vivan sin miedo; sino con coraje. Que vivan sin resistencia, sino con resiliencia. Y, sobre todo, que sepan, sientan y vivan el valor de la mujer».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here