El derecho a la lactancia materna y cómo impacta en mujeres que trabajan fuera de su casa

AVON inauguró lactarios en sus plantas de Moreno y Victoria para promover un balance entre vida personal y profesional.

0
71

¿Sabías que en Argentina únicamente el 8% de las empresas disponen de lugares físicos adaptados y pensados para las mujeres lactantes que trabajan en ellas?

Si bien los tiempos están cambiando y cada vez son más las empresas que apuestan a fomentar la equidad de género a través de distintos proyectos, la realidad es que no todos los espacios laborales contemplan las necesidades que requieren las mujeres que eligen transitar la maternidad. Aunque no se diga de manera explícita, para algunos empleadores, el embarazo, el período de lactancia y atravesar los distintos desafíos que conlleva la maternidad a través de los años, suele ser percibido como un obstáculo en el desarrollo de carrera de la mujer.

Por este motivo, se celebra cuando las compañías que tienen la capacidad de realizar pequeñas acciones que generen grandes cambios comprenden que la lactancia materna es una decisión, pero también es un derecho.

En esta línea, Avon inauguró salas de lactancia en sus plantas ubicadas Moreno y en Victoria. De esta manera, las Asociadas que se encuentran en período de lactancia cuentan con un espacio cómodo acorde a las medidas higiénico-sanitarias para hacerlo.

Las salas, que están disponibles durante toda la jornada laboral, ofrecen boxes para crear una situación de privacidad, con sillones y mesas que favorecen la comodidad necesaria para la extracción de leche mamaria. Además, se dispone de una heladera para reserva de mamaderas y leche, dispensers de alcohol en gel para pared y cartelera de información con las medidas higiénicas-sanitarias necesarias para hacerlo.

Además de esta iniciativa, la empresa lleva adelante una política de acompañamiento de las personas que trabajan allí durante las diferentes etapas de sus vidas. En línea con la instalación de estos espacios, cuando regresan de la Licencia por Maternidad, ofrecen la posibilidad de optar por un retorno paulatino al trabajo a través de Softlanding de hasta 6 meses de duración. A su vez y para el caso de la Licencia por Paternidad, la misma se entiende a 15 días con la posibilidad de también optar por la modalidad soft landing de hasta 3 meses de duración.

Ojalá cada vez sean más las empresas que tomen este ejemplo para garantizar que las mujeres lactantes puedan desarrollarse plenamente en su profesión, celebramos esta iniciativa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here